Select Page

El IVA que reduce el nombre de Impuesto de Valor Agregado, es definido como el gravamen nacional a las ventas que se aplica en cada una de las etapas de la cadena productiva. Desde su implementación en 1963 como tributo monofásico a las actividades de manufactura e importación, este impuesto ha estado con los colombianos y aún sigue dando de qué hablar.

Recientemente el Ministerio de Hacienda anunció que las organizaciones que basen su negocio sobre plataformas digitales tales como proveedores de video, música, películas y todos los servicios de plataforma por aplicaciones móviles, deberán incluir en su facturación el IVA de 19%, independiente del país de origen. De tal manera, que los usuarios de plataformas como Netflix, Spotify, Uber o Airbnb verán próximamente incrementadas sus facturas.

Este cobro del IVA encuentra su fundamento en el hecho de que los servicios, aunque son prestados desde el exterior, el usuario directo o destinatario de los mismos tiene su residencia fiscal, domicilio, establecimiento permanente o la sede de su actividad económica en el territorio nacional.

Sin embargo, al no tener presencia en el país, el recaudo del impuesto se efectuaría por medio de las entidades emisoras de tarjetas crédito y débito, los vendedores de tarjetas prepago, los recaudadores de efectivo a cargo de terceros y otros que designe la DIAN.

Por otra parte, plataformas que tienen como propósito servir como buscadores, intermediadores de reservas o que propiamente no prestan un servicio o comercialicen productos, como puede suceder como Waze, en principio no se verían obligadas a realizar este recaudo. No obstante, hay dudas sobre cómo se impondría la carga tributaria a plataformas como Amazon, que tiene diversidad de servicios.

Sin embargo, las principales preguntas que lleva esta exigencia establecida desde la reforma tributaria de 2016, es ¿cómo se aplicaría este gravamen a aplicaciones y servicios que no están regulados en el país, como el caso de Uber y Airbnb? Y con esto ¿las plataformas como Uber y Cafity entrarían a gozar de la legalidad?

La respuesta a esta pregunta no la tiene ni el Ministerio de Hacienda ni la DIAN. Por ahora, todas estas empresas que se encuentran fuera del país deberán solicitar el RUT y empezar a tributar. Sin embargo, quedó abierto el debate sobre su legalidad, pues el proceso apenas empieza y habrá que ver qué determinaciones toman los recaudadores del cobro de estos servicios, y qué decidirán las empresas en el exterior.

LO QUE DICE LA LEY

LEY 1819 DE 2016. ARTÍCULO 180. Corregido por el art. 6, Decreto Nacional 939 de 2017: Numeral 8. Las entidades emisoras de tarjetas crédito y débito, los vendedores de tarjetas prepago, los recaudadores de efectivo a cargo de terceros, y los demás que designe la Dirección de Impuesto y Aduanas Nacionales –DIAN– en el momento del correspondiente pago o abono en cuenta a los prestadores desde el exterior, de los siguientes servicios electrónicos o digitales…
La Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales mediante Resolución indicará de manera taxativa el listado de prestadores desde el exterior a los que deberá practicárseles la retención prevista en el numeral tercero.

Catalina Ortíz G.
Catalina Ortíz G.
Temas: Laboral, Medio Ambiente, Comercial
Abogada de la Universidad Militar Nueva Granada. Especialista en Derecho Contractual y en formación en Derecho laboral y Seguridad social en la Universidad del Rosario. Especialista en Gestión Ambiental de la Universidad Miguel de Cervantes de España.