Select Page

El pasado mes de diciembre de 2017, la Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos (la FCC por sus siglas en inglés) decidió poner fin a los principios de neutralidad de la red en ese país, a partir de este mes de julio.

La neutralidad en la red es una política que establece una serie de regulaciones y restricciones a los Proveedores de Servicios de Internet (IPS, por sus siglas en inglés) que buscan garantizar el acceso en igualdad de condiciones a internet. A través de estos principios, los IPS no podrían establecer restricciones o bloqueos tanto a los usuarios finales, como a las personas o empresas que cargan contenido en internet; la premisa, todos tienen un acceso igualitario.

De esto, que el principal temor que se ha producido por esta medida es que los IPS prestarán el servicio a su antojo pues podrán bloquear ciertas páginas web o, incluso, podrán decidir qué tan rápido cargan unos sitios frente a otros. Veamos unos ejemplos:

El primero, un Proveedor de Servicios en Internet es dueño también de una compañía operadora de servicios de televisión que ofrecen contenido audiovisual por streaming. Este proveedor podría establecer unas restricciones (cargas de contenido más lentas; cobro adicional por carga de contenido, entre otras) a sus competidores de servicios de contenido favoreciendo su propio canal. El segundo, el Proveedor de Servicios en Internet tiene identificados ciertos blogs y páginas web que permiten a los usuarios (consumidores) finales dar sus opiniones sobre la calidad de su servicio, por lo que dicho proveedor podría restringir el acceso a estos portales web o incluso bloquearlos para que el consumidor no tenga acceso.

Según la FCC, las reglas actuales de neutralidad en la red frenan la innovación tecnológica. En palabras de su director, entre menos regulaciones haya, habrá más innovación. Si un usuario final no está de acuerdo con las condiciones de un operador, puede cambiarse a otro.

Por su parte, empresas de tecnología y de contenidos en la web, consideran que esta medida podrá afectar el desarrollo de estos negocios pues los IPS podrán generarles cobros adicionales para cargar contenido en internet, cobros que al final se terminarían trasladando al usuario final.

Pero, ¿cómo afectará esta medida en territorio colombiano?

Lo primero que hay que advertir es que tanto el Ministro TIC como el mismo presidente Santos manifestaron que en Colombia impera la neutralidad de la red (así está previsto en la Ley) y que estos principios seguirán vigentes a pesar de la decisión tomada por parte de la FCC. Sin embargo, estamos en un tránsito de gobierno por lo que esta posición podría, eventualmente, cambiar. No podemos dejar a un lado que Estados Unidos es un país muy influyente en los países en desarrollo como Colombia.

Lo segundo a tener en cuenta es que si los proveedores de servicios de contenidos deben pagar más a los IPS para cargar contenido de manera rápida y transmitirla eficientemente a los usuarios finales, es muy probable que ese mayor costo se transfiera también a los usuarios finales, no solo a los de Estados Unidos, sino también a nivel mundial, quienes aunque no se vean afectados directamente por el cambio de los principios de neutralidad en sus países y, por tanto, reciban el contenido en condiciones de igualdad, si les transmitan parte de esos extra costos.

Consideramos que los efectos de la medida tomada por parte de la FCC no se verán en el corto plazo pues los IPS hasta ahora están adaptándose a esta medida y serán muy cautelosos mientras deciden qué hacer. Sin embargo, es muy importante no perder de vista el manejo que le den en un futuro pues, inevitablemente, directa o indirectamente, tendrá algún tipo de consecuencia en nuestro país.

LO QUE DICE LA LEY

El artículo 56 de la Ley 1450 de 2011 establece los principios de neutralidad en la red. En virtud de lo anterior, los prestadores de servicios de internet “no podrán bloquear, interferir, discriminar, ni restringir el derecho de cualquier usuario de Internet, para utilizar, enviar, recibir u ofrecer cualquier contenido, aplicación o servicio lícito a través de Internet”.
A su vez, la Comisión de Regulación de Comunicaciones – CRC, mediante la Resolución 3502 de 2001 estableció las condiciones regulatorias relativas a la neutralidad en internet aplicables para todos los prestadores de servicios en internet, promoviendo los principios de libre elección, no discriminación, transparencia e información.

Nicolás Fernández de Castro
Nicolás Fernández de Castro
Temas: Derecho Comercial - Telecomunicaciones - Propiedad Industrial - Competencia
Nicolás ha asesorado a empresas nacionales y extranjeras en la estructuración de esquemas de comercialización de bienes y servicios, especialmente en el desarrollo de contratos de distribución y corretaje a nivel nacional e internacional; en el manejo y operación de contratos de franquicias, así como en contratos de transferencia de tecnología; ha participado en la definición de sistemas de contratación para el sector de las TIC's, principalmente para empresas prestadoras de servicios de Valor Agregado y para desarrolladores de software. Cuenta con amplia experiencia en el desarrollo de mecanismos de protección en materia de Propiedad Industrial e Intelectual.